Las principales limitantes para crecer son: incertidumbre política interna, inseguridad pública, debilidad en mercado interno y presiones inflacionarias. 

En febrero de 2022, los especialistas en economía del sector privado ajustaron a la baja sus previsiones de crecimiento para la economía nacional, estiman un menor incremento del Producto Interno Bruto (PIB) este año, pero un nivel de inflación más alto, así como un tipo de cambio más depreciado, informó el Banco de México (Banxico). 

De acuerdo con el resultado de la “Encuesta sobre las Expectativas de los Especialistas en Economía del Sector Privado: Febrero de 2022”, este año el PIB aumentará 2 por ciento, por debajo de la expectativa del sondeo de enero, de 2.2 por ciento; para 2023, las previsiones permanecieron igual, en 2.1 por ciento. 

Los analistas consultados por el Banxico señalaron que los factores que podrían obstaculizar el crecimiento económico de México en los próximos seis meses, a nivel general, se asocian con la gobernanza y las condiciones económicas internas. 

A nivel particular, los principales factores son: la incertidumbre política interna; los problemas de inseguridad pública; la debilidad en el mercado interno; las presiones inflacionarias en el país; la inestabilidad política internacional; la incertidumbre sobre la situación económica interna; otros problemas de falta de estado de derecho; y el aumento en precios de insumos y materias primas. 

Respecto a la inflación general, los especialistas estiman que cerrará 2022 con una tasa anual de 4.68 por ciento, por arriba del estimado previo, de 4.17 por ciento; para 2023, las proyecciones pasaron de 3.76 a 3.8 por ciento. 

Al considerar a la inflación subyacente, la que excluye precios de bienes y servicios más volátiles, como agropecuarios y energéticos, las proyecciones de los analistas se elevaron de 4.29 a 4.62 por ciento para el cierre de 2022; y de 3.6 a 3.7 para el cierre de 2023. 

Para el tipo de cambio, las previsiones se elevaron de 21.32 a 21.35 pesos por dólar al cierre de 2022; y para el cierre de 2023 aumentaron de 21.61 a 21.75 pesos por billete verde. 

Fuente: Milenio 03/03/22