Respecto a 2020, la industria automotriz mexicana registró una caída de 1%, además de que sigue 21.6% por debajo de su nivel pre-pandemia, de acuerdo con datos de la OICA.

México se mantuvo como el séptimo productor mundial de vehículos

México se mantuvo como el séptimo productor de vehículos (incluyendo camiones y autobuses) a nivel mundial en el 2021, pese a la escasez de semiconductores. No obstante, la India remontó al cuarto sitio, al aumentar su manufactura 30%, que lo convirtió en el principal importador de nuestro país, principalmente de unidades subcompactas y SUV.

De acuerdo con la OICA, la producción mundial de vehículos creció 3% anual durante 2021, al ensamblarse 80 millones 145,988 unidades. Mientras que en 2020 la producción fue de 77 millones 621,582 autos.

China se mantiene como el líder productor de vehículos con 26 millones de unidades y crecer 3%; seguido por Estados Unidos con 9 millones de unidades, que representó repunte de 4%; Japón se mantuvo en el tercer sitio con 7.8 millones de autos, pero tuvo descenso de 3%. En cambio, la India se colocó por primera ocasión en el lugar que ocupaba Alemania, tras haber crecido 30%, y lograr 4.3 millones de autos.

En el quinto sitio se ubicó Corea del Sur con 3.4 millones de autos, que marcó descenso de 1%; en el sexto lugar fue Alemania con 3.3 millones, al caer 12% y en séptimo México con 3.1 millones, al disminuir 1% su ensamble, derivado del impacto por los cierres de fábricas, la interrupción de las cadenas de suministro, la alta demanda de procesadores para la industria de electrónicos como celulares, tablets, televisores y PCs, y los problemas de planeación de la demanda.

Aun así, durante el 2021, el 90.9% de la producción mexicana se dirigió a la exportación, principalmente a abastecer a Estados Unidos. Aunque el consumo doméstico tuvo que abastecerse de países como India, China, Brasil (naciones con quienes no tiene acuerdos comerciales). De modo que de la India provinieron autos subcompactos y SUV´s, de las marcas Kia, Hyundai, Ford, General Motors, Volkswagen y Suzuki.

La falta de semiconductores impactó a todo el mundo, aunque, la India se proveía directamente de China, lo que le permitió atender a otros mercados.

La industria automotriz continúa enfrentando serios desafíos debido a la escasez y el aumento de precios de las materias primas y los semiconductores esenciales para la fabricación de automóviles”, comentó John Bozzella, presidente de la Organización Mundial de Productores de Vehículos (OICA, por sus siglas en inglés), al finalizar el 2021.

Esto, abundó, será cada vez más importante de resolver, ya que las tecnologías de los vehículos híbridos y eléctricos, así como las tecnologías de seguridad avanzadas, requieren más semiconductores y otros materiales con suministro limitado.

Las cifras del 2021, siguen lejos de las reportadas en el 2019 (12.6%), previo a la pandemia por el Covid-19, cuando el mundo produjo 91 millones 786,861 vehículos. Sin embargo, el 2020 marcó el retorno de una década para la industria automotriz, pues su ensamble apenas alcanzó 77 millones 621,582 de unidades.

“Los resultados del 2020 eliminaron todo el crecimiento logrado en los últimos 10 años”, recordó la OICA.

Fuente: El economista 22/03/22